VISITAS A MI PAGINA

sábado, 17 de octubre de 2009

EL GRAN PODER DE RA (NUESTRA DEIDAD SOLAR)

Ra (el gran poder de vuestra Deidad Solar)
La Puerta del Alto Consejo de Sirio


[...] Hay muchas cosas que vuestra especie no sabe sobre el Sol, y esto es paradójico teniendo en cuenta el papel que desempeña en los sucesos cósmicos que han conducido al florecer de la vida sobre la Tierra, ¡el nacimiento mismo del planeta! […] En cualquier caso es importante que conozcáis que Ra es la clave de vuestra ascensión, porque es el Sol el que inicia el tránsito a través de sus cuerdas astrales y el que os empuja hacia la siguiente dimensión. El cuerpo de la Deidad (los planetas, lunas y fragmentos que orbitan junto con vosotros) también atraviesa esas cuerdas puesto que forma parte de las ascensión solar, del mismo modo que vosotros, los despiertos de Gaia, ascendéis porque formáis parte del tránsito que saca al planeta del universo material y lo introduce en la cuarta dimensión. Por lo tanto, sabed que estáis siendo guiados absolutamente a lo largo de este proceso, pues Ra prepara activamente a toda vuestra familia cósmica para atravesar las cuerdas astrales hacia planos superiores de la conciencia.

[...] Ahora el sol ha entrado en su fase más intensa de transformació n, al igual que la Tierra, su deidad hermana, vosotros, los animales, las plantas y las rocas de Gaia. En la época de esta transmisión, se está acelerando con una rapidez que pronto excederá cualquier cosa que vuestros científicos puedan monitorear o registrar en terminología lógica y técnica. Ra está pasando por un cambio enorme en sus campos energéticos, arrojando más y más de su cuerpo material (las partículas y los fragmentos de su esencia atómica.) Está explotando con grandes llamaradas solares, impulsando niveles aumentados de radiación solar hacia los confines del sistema solar y más allá, hacia el espacio exterior.

Esto es metamorfosis, el deshacerse de sumas quánticas de energía almacenada en preparación para la experiencia eminente del pasaje y transmutación de forma. Este estadio del proceso se manifiesta como fenómenos solares extraordinarios. Son observados por civilizaciones distantes y estudiados por equipos de gobierno, como los científicos 'libres' y los astrónomos amateurs entre vosotros, quienes, (como nosotros) se concentran en la trama cambiante de su galaxia.

Un creciente número de vosotros estáis sintonizando con la experiencia del emerger de Ra a niveles psíquicos, porque se os está irradiando ondas cósmicas que facilitan ese aspecto de vuestro progreso evolutivo. Hay muchos grados de sintonía psíquica y diferentes momentos en los cuales vosotros 'florecéis', por eso es que algunos de vosotros estáis saltando valientemente hacia el frente, mientras que otros estáis aún pisando muy levemente fuera de los senderos probados y verdaderos del pensamiento analítico y hacia el espacio del conocimiento interior.

Para los que aún tienen que desarrollar sus facultades intuitivas, hay más que suficientes imágenes gráficas e información disponible fuera de los laboratorios secretos que os proporcionará n evidencia convincente de lo que realmente está sucediendo a escala celestial. Gracias al lanzamiento de vuestra agencia espacial en 1995 de SOHO (Nave Espacial de Observatorio Solar y Heliosférico, Solar and Heliospheric Observatory Spacecraft) y la proliferación de instalaciones con sofisticados telescopios masivos en varios sitios claves en el mundo, ahora el público tiene a su disposición imágenes de llamaradas solares, tormentas magnéticas, manchas solares, vórtices de energía giratoria y eyección de plasma. Están trayendo al ojo del escrutinio humano imágenes que muestran el temperamento del Sol y sus manifestaciones, mientras los técnicos del Poder están registrando los códigos vibratorios de vuestra Deidad Solar.

Ahora un número suficiente de científicos libres tienen acceso a los instrumentos que monitorean los eventos cósmicos (por limitada que sea la capacidad de tal tecnología) por lo que los equipos gubernamentales están siendo forzados a revelar alguna de su información clasificada con respecto al comportamiento 'errático' del Sol para el resto del mundo. Se están llevando a cabo estudios elaborados de estas grander llamaradas solares, de la radiación solar cada vez más intensa, y muchos otros temas de máxima prioridad relacionados con las energías cambiantes de Ra y su efecto sobre la Tierra y el resto del sistema solar. Digamos que los miembros de la comunidad científica —tanto los que están trabajando para expandir vuestros horizontes como los que tratan de limitarlos— están observando con asombro y preocupación la cadena de eventos de erupción solar que esperan que alcance su punto máximo en el 2001.

Tal vez sepáis que la actividad solar alcanza el máximo de su ciclo cada once años terrestres. Esto encaja como un reloj de precisión con el calendario Maya, porque once años después (al completarse el año 2012) en el calendario maya se produce el Quinto Sol, el final del tiempo. Esto fue observado a través de las calaveras de cristal... observado en el no-tiempo.

Os aseguramos que lo que ahora se observa como 'intensa actividad solar' es sólo un burbujear en comparación con lo que ocurrirá al final del calendario maya, en el año 2012. Eso marca el comienzo de un tipo de extravagancia solar que ni siquiera los Nibiruanos (distantes observadores de la ascensión de Sirio) pueden pretender que recuerden algo parecido.

Se trata, en cualquier caso, de una época de 'alteraciones' solares sin precedentes. Ahora sois testigos de los estallidos que están ocurriendo en 'tiempo real', gracias a vuestra gran capacidad informática de tratar imágenes. En este momento tenéis a vuestra disposición imágenes precisas de las continuas explosiones y de la pirotecnia de esta fase hiperactiva de actividad solar. Este es un aspecto muy positivo de vuestra tecnología.

Como una magnífica exhibición de fuegos pirotécnicos, enormes lenguas de plasma se disparan desde el Sol, siguiendo las líneas del campo magnético de su forma masiva, regresan a su cuerpo nuclear para formar grandes bucles de fuego gaseoso, plasmático. Las llamaradas solares disparan enormes niveles de radiación, manchas solares aparecen con mucha mayor frecuencia, el viento solar que se desplaza por el sistema solar sopla con muchísima mayor densidad que nunca antes.

Algo muy poco habitual debe estar ocurriendo allá afuera, ¿no os parece?

La elite del poder observa y estudia estos fuegos celestiales con debida consternación. Mientras Ra irrumpe en violentas tormentas solares, sin paralelo en su intensidad y frecuencia, el gobierno secreto monitorea con cuidado sus efectos en términos 'terrestres' . Están observando con nerviosismo y esperando ver qué significado tendrá esta exhuberancia solar para sus programas espaciales encubiertos, para la proliferación de satélites en la órbita Terrestre y más allá: y para sus sistemas de comunicación y vigilancia y, no sea que nos olvidemos, para el Proyecto HAARP.

Observamos su amontonamiento de satélites, penetrando cada vez más profundo dentro del espacio sagrado, intentando proveerles a los 'privilegiados' no solo las imágenes sino la información vibratoria para analizar y explorar lo que les aguarda más adelante. De la escala entera de la exploración de la combustión solar y su interacción con la ionosfera, hay mucha más actividad de la que pudieran imaginar, porque están totalmente enfocados en las dinámica del Sol y la interferencia que este disturbio está causando a su Plan de Supervivencia.

Por este motivo, el poder prefiere limitar vuestro conocimiento de las fluctuaciones del Sol y sus efectos sobre la naturaleza humana y el medio ambiente global. Preferirían negaros a vosotros, los financiadores de sus experimentos, cualquier acceso a sus imágenes espaciales y a los análisis químicos de la atmósfera, porque están ocupados allí... operando casi en secreto. Considerad los efectos incontrolable que una alteración solar podría tener sobre la debilitada trama, sobre los sistemas de comunicación globales, sus tecnologías encubiertas y, lo que es más importante, sobre la conducta humana... y tal vez entenderéis por qué el gobierno secreto ha tomado una actitud mucho más atlante en su seguimiento de vuestra Deidad Solar y es mucho más evasivo acerca de sus descubrimientos.

Sabed que Ra mantiene a sus equipos ocupados buscando soluciones. Estas fieras llamaradas solares, a diferencia de cualquier cosa anteriormente registrada en vuestra historia escrita, se intensifican en un momento en el que los técnicos del Poder están destruyendo los escudos naturales de la Tierra —el resultado de los experimentos HAARP sobre la ionosfera. Esta mayor actividad solar hace peligrar a sus satélites y sondas espaciales, así como a sus puestos secretos en la Luna y en Marte.. Digamos que el comportamiento aberrante del Sol en este momento crucial de sus maniobras celestes es un freno absoluto para que esta fase final de los planes del poder para Níbiru y la Tierra tenga éxito.

Desde nuestro punto de vista, el extático fuego de Ra es un espectáculo de indescriptible belleza. Es un espectáculo de luz celestial de brillo inenarrable; es el Espíritu desplegándose, la Divinidad en movimiento, la expresión material de la supremacía de la luz sobre la oscuridad. Que sirva de confirmación (para los que aún la necesitan) de la sabiduría eterna del Creador Primordial.. . la manifestación de la fuerza de Dios que mueve al Universo. Vosotros sois observadores privilegiados de los principios universales de causa y efecto, la naturaleza ascendente del Espíritu y la evolución celestial tal como se despliega en los campos de la realidad tridimensional.

Para los seres de Sirio que están comprometidos a serviros durante este momento de transición, es una rara oportunidad para experimentar la intensidad de la emoción extrema, porque no somos como vosotros. No somos capaces de tener vuestro rango de emociones... y sin embargo podemos sentir esto. Podemos sentir el fuego.

Analicemos a los sucesos transformadores que están ocurriendo dentro del cuerpo de Ra. Sabed que los periodos de mayor actividad solar pueden identificarse en términos físicos y ahora tenéis la tecnología para medir las energías alternantes del Sol.

Tal como hemos sugerido, las llamaradas solares son las expresiones físicas de la liberación de la Deidad de las energías acumuladas del campo áurico. Éstas se experimentan a través del cuerpo del sistema solar como liberación y renovación... un dejar ir de las eras. Para el científico pragmático están categorizadas como explosiones nucleares celestes; lo que implica que su planeta recibe un bombardeo intensificado de rayos cósmicos, rayos gamma, rayos x, rayos infrarrojos, micro ondas y aquellas que bajan hacia al extremo inferior del espectro electromagnético, donde se registran las ondas de radio.

Con la liberación de esta energía acumulada, otros cuerpos planetarios de vuestro sistema solar... como la Tierra, son bombardeados por una creciente energía solar. Sabiendo lo que sabéis sobre la interacción de los cuerpos celestiales en el espacio, tal vez queráis considerar cómo estas dinámicas afectan a vuestro sistema de planetas y cómo esas alteraciones afectan los estados de ánimo, energías y vibraciones de los seres humanos y animales que habitan sobre la Tierra. Las rocas y el reino mineral no son diferentes; mantienen dentro de su esencia la más antiguas de todas las memorias terrestres y guardan los registros de las energías de cambio de Ra desde comienzos del tiempo terrenal.

Júpiter, el Gran Liberador, juega un rol particularmente significativo para la humanidad en esta fase. Muchos de vosotros, que simpatizáis con la vibración Jupiteriana, fuisteis profundamente afectados por la metamorfosis de ese planeta en 1994, cuando un profundo bombardeo de Júpiter causó una onda cósmica que cubrió a Gaia, y aquellos de vosotros que podéis sentir estos cambios percibisteis la transición.

Nosotros consideramos que estas ondas cósmicos activan vuestra experiencia de transmutación y sugerimos que lo que está llegando desde el Sol y desde los planetas de su Ser Mayor es parte natural de vuestro proceso. La propaganda os hace creer que los rayos del Sol os dañarán. Nosotros afirmamos que el peligro más inminente no proviene del Sol, sino de los calentadores de la ionosfera —el Proyecto HAARP y sus instalaciones— cuyas alteraciones de la capa ionosférica están produciendo la mutación de la transferencia de energía que entra a la órbita terrestre.

Veamos qué ocurre con la NASA y las organizaciones asociadas, las dedicadas a conquistar y dominar el espacio. Hemos dicho que los inventores de los sistemas de comunicación satelital que rodean vuestro planeta están lejos de considerar el dramático aumento de radiación y estas explosiones solares colosales como 'maravillosos' eventos. Las violentas llamaradas solares interfieren en los mecanismos de vigilancia. Interfieren con las redes de comunicaciones radiales; causan el caos en las tecnologías secretas del encubierto programa espacial y sus tecnologías antigravedad; interfieren con actividades encubiertas que destruyen el entramado, actividades que se llevan a cabo en la Luna y en Marte.

Además, las fluctuaciones en las frecuencias de las ondas de radio pueden fácilmente alterar y pasar por encima de los instrumentos de manipulación masiva de ánimo que están siendo utilizados para entrenar a toda la población terrestre. Pueden interferir con los subliminales sonidos de pista de Internet, inhabilitando los mecanismos que están creando adicción a ella, y los comportamientos apáticos, hipnóticos de los niños. Teniendo en cuenta lo que ya os hemos dicho acerca de las frecuencias electromagnéticas y de sus aplicaciones en el control de los estados de ánimo, es razonable deducir que la elevada energía de liberación del Sol está directamente involucrada en la destrucción de los controles artificiales que os han sido impuestos. Esta es una consideración importante, porque saber que vuestra Deidad Solar está rompiendo las cadenas electromagnéticas que os mantenían atados, os fortalece. A estas alturas, el modo en que esto ocurre debería tener sentido para vosotros.

Validando esta teoría, los equipos de investigación de la NASA informan que con la llegada del SOHO están siendo capaces de registrar y grabar las emisiones de ondas sonoras procedentes del núcleo del Sol. Esta simple información es muy significativa, si tenemos en cuenta nuestros comentarios anteriores sobre el sonido y la frecuencia -o resonancia- porque sugiere que los equipos están estudiando e intentando registrar (e inevitablemente controlar) la música del alma de Ra.

Estos equipos afirman que al medir las ondas sonoras que emanan del centro del Sol hacia su cuerpo externo, el SOHO puede ubicar las regiones del cuerpo solar que son más explosivas y también identificar dónde se producen las variaciones de frecuencia más notables. Al medir las ondas sonoras que emanan del centro del Sol, el SOHO recientemente detectó alteraciones sutiles en su forma física ¡una medición inimaginable!

Si dejáis que esta información impregne vuestra conciencia, os daréis cuenta de que nuestra visión galáctica de los eventos actuales en el universo material no es tan increíble como pudiera parecer. Registrar las ondas sonoras que emanan del centro del Sol y usar la información para medir cómo ese sonido altera su masa es una tarea impresionante. ¿Os preguntáis por qué los equipos del gobierno se involucran en este aspecto de la investigación solar? No hace falta forzar mucho la imaginación para figurarse cuál podría ser el resultado deseado de tales estudios. Creemos que el proyecto SOHO y la intención que lo sustenta pueden servir para validar nuestras enseñanzas con respecto al sonido y las armonías celestiales, la resonancia planetaria y la aplicación potencial de las frecuencias de sonido como medios para alterar los campos emocionales humanos. Al menos se os ofrece una base firme desde la cual seguir investigando la obsesión del gobierno secreto con los sonidos celestiales.

También está, por supuesto, el aspecto espiritual, que su ciencia inevitablemente pasa por alto puesto que niega la conciencia de la materia y la energía. No considera que el Sol o cualquier otro ser planetario sea una entidad conciente, con auto conocimiento que piensa, siente, actúa y reacciona. En el proceso de medir, analizar y registrar los campos cambiantes de Sol, los equipos gubernamentales no consideran ni por un momento, que sea una Deidad. Su Sol brillante, un gran fuego refulgente, está explotando en éxtasis espiritual, en anticipación por lo que nos aguarda más adelante y que ellos no pueden medir porque no comprenden la Divinidad ni creen en ella.

Por tanto, confiad en el Sol. Es una manifestación suprema de Todo-Lo-Que- Es, es un Ser de luz plenamente conciente. Es conciente de las fuerzas universales de cambio y resistencia; está ayudando en vuestra evolución y en el renacimiento de Gaia. [...] Tal vez ha llegado el momento de que contempléis la Deidad con renovada reverencia, celebrando su imponente energía y el impacto que sus emanaciones han tenido en la evolución del planeta azul-verde. Tal vez haya llegado el momento de que observéis la salida del Sol con una nueva comprensión de su significado en vuestras vidas y con el conocimiento de que este gran cuerpo luminoso está preparando conscientemente el camino de vuestra evolución, retirando los obstáculos que el designio oscuro ha puesto en vuestro camino.

Tomado del capítulo 10 del libro de Patricia Cori: Vuelve la Atlántida, Sirio, Madrid, 2006
http://www.mind-surf.net/puerta.21b.html

1 comentario:

MAG0 dijo...

¡Muy buen mensaje! Gracias por compartirlo, Marcelo. El Sol es un Ser maravilloso y es bueno confiar en Él.

¡Un abrazo! ;-)